Vicente Roncero, compositor

Vicente Roncero

Vicente Roncero

Vicente Roncero nace en Valencia en 1960. Realiza los estudios de piano, armonía, contrapunto y fuga en el Conservatorio Superior de Música Joaquín Rodrigo de esta ciudad.

Se introduce en el mundo de la composición de una forma autodidacta. Su música, fruto de un personal eclecticismo, es resultado de las influencias recogidas de las más variadas corrientes del siglo XX. Su lenguaje a la vez que provocador, no renuncia a un cierto lirismo comprometido con su tiempo.

Sus obras han sido estrenadas en España, Japón, Francia, Irlanda, Bélgica, Italia, Suiza, Portugal, Austria, Rumanía, Inglaterra, Alemania, Argentina y México; y se han realizado grabaciones para Radio Nacional de España, Anacrusi Edicions discogràfiques (Girona), JPH Productions (Bélgica), E.G.T. Valencia, MusicWare Production (París), Fundació Phonos (Barcelona), Radio Rumania y Organum Musikproduktion de Alemania, siendo editadas en Editorial Piles de Valencia, Rivera Editores de Valencia, JPH Editions (Bélgica), Editions Billaudot de París y Edizioni Romana Musica de Roma.

Ha recibido encargos de instituciones, tanto publicas como privadas: Instituto Valenciano de la Música, Centro de Estudios Universitarios C.E.U. San Pablo de Valencia, Festival de Música Contemporánea “ENSEMS”, Concurso Internacional “Villa de la Orotava” Tenerife, 32º International Horn Symposium, SBALZ (Festival Spanish Brass Alzira) donde ha sido compositor residente en 2008. Es miembro de la M. I. Academia de la Música Valenciana, así como de la Asociación ART`S XXI (Colectivo interdisciplinar para el desarrollo del sonido).

Desde el año 2005 es el creador y director artístico de “5 Segles de Música a L’Eliana”, festival en el que se dan cita desde la música del renacimiento hasta la compuesta en nuestros días.

De su música, el Maestro Angelo Gilardino manifiesta: “Se encuentra seguramente entre lo mejor que he leído últimamente, su concepción es clara y original, con un sonido tanto dulce como agrio y provocativo.”

En el año 2000 recibe el encargo de la editorial Rivera-editores de Valencia para desarrollar una nueva metodología que abarque tanto el Grado Elemental, como el Grado Medio del Lenguaje Musical. Así, en Septiembre de ese mismo año presenta el primer curso de “Andante”, nombre que da lugar a una serie de libros dirigidos a esta disciplina.

Su interés por la enseñanza le ha llevado a publicar distintas obras de carácter pedagógico dirigidas a diversos instrumentos, y editadas en la Editorial Piles de Valencia.

En la actualidad es profesor de Acompañamiento, Lenguaje Musical y Música y Creatividad en el Conservatorio “José Iturbi” de Valencia, repartiendo su tiempo entre la enseñanza y la composición.

Somni. Concert per a Guitarra i Orquestra

Escrito por encargo del Institut Valencià de la Música con motivo del centenario de la muerte del guitarrista y compositor Francisco Tárrega (1852-1909), este concierto está dedicado al guitarrista José Luis Ruiz del Puerto.

Dividido en cinco tiempos: De la dansa, Allegretto molto ritmico e agitato. De la pluja, Dolce e tranquillo. D’un combat, Allegretto freddo. De la nit, Adagio cantabile ma un poco delirante. Laberint. Del laberint, Allegro ritmico e luminoso. La relación que se establece entre la guitarra y la orquesta variará a lo largo de cada uno de ellos. No obstante, en ningún caso la orquesta asumirá el papel de observadora del quehacer de la guitarra, limitando así su papel al de mero acompañante. Bien al contrario, ambos se fundirán a lo largo de todo el concierto en una unidad natural e indivisible en la que cada cual jugará su papel, pero sin entrar en el rol clásico de alternancia solista/orquesta.

De la dansa. Allegretto molto ritmico e agitato. Comienza el primer tiempo con un trémolo en los violines primeros y segundos al que precede una breve intervención de los tom-toms y vibráfono, al que pronto se une un obstinado trino en las maderas. La guitarra comienza con una célula de ocho semicorcheas que va ser el motor de todo este movimiento. Pronto esta introducción desembocará en un pizzicato de las cuerdas graves junto a un violento rasgueado de la guitarra que nos llevan a un enérgico desarrollo rítmico con la guitarra “a solo”. Agotado éste volverá un nuevo pizzicato de las cuerdas que nos devolverá a la célula inicial provocando el desenlace final.

De la pluja. Dolce e tranquillo. Un acorde de la guitarra da paso a este segundo tiempo de carácter melódico e intensamente expresivo. La marimba juega un destacado papel a lo largo de todo este movimiento, en el que la guitarra tiene una función casi orquestal, a excepción de la parte central en la que junto a varios instrumentos “a solo” tendrán un comportamiento más próximo a la música de Cámara.

D’un combat. Allegretto freddo. La alternancia del cuatro y el tres en el numerador de los compases en los que está escrito este tercer tiempo, es la responsable de la asimetría rítmica que nos acompañará de principio a fin. Comienza con una introducción a cargo de la guitarra que nos presenta un juego rítmico a partir de una quinta disminuida, intervalo armónico que genera la mayor parte de la interválica de este tiempo, ya que tiene incidencia incluso en el resto de intervalos melódicos utilizados, ya sea por inversión, o por la utilización de intervalos complementarios. Se trata de un tiempo de carácter rítmico, en el que toda la orquesta va a participar del material presentado por la guitarra en los primeros compases.

De la nit. Adagio cantabile ma un poco delirante. Una pausada melodía no exenta de un cierto carácter excéntrico será, prácticamente, quien ocupe la totalidad de este cuarto tiempo. La orquesta está escrita en el compás de 6/8, mientras que la melodía está escrita bajo un compás de subdivisión binaria.

Laberint. Del laberint. Allegro ritmico e luminoso. Tras unos violentos acordes de la orquesta, surge la guitarra que va a desarrollar horizontalmente aquellos elementos que verticalmente presentó la orquesta. No obstante, este desarrollo será interrumpido por un brusco rasgueado que aparecerá de forma no periódica, provocando así una sensación de inestabilidad y desasosiego que únicamente encontrará resolución en los últimos compases del concierto.

Este concierto fue compuesto entre los meses de Noviembre de 2007 y Octubre de 2008 en L’Eliana-Valencia.